Connect with us

Opinión

Por una democracia franquista

Avatar

Published

on

¡Comparte esta publicación!

Que la democracia viene del franquismo y fue refrendada así en referéndum por abrumadora mayoría popular, solo puede ser ignorado por la falsificación sistemática de la historia ocurrida a continuación de dicho referéndum, que ha llevado a contraponer franquismo y democracia. Cuando hablamos de democracia franquista nos referimos a la necesidad de reconocer sus orígenes y la necesidad histórica del régimen que salvó la integridad de la nación y los fundamentos de su cultura, entre otras cosas.

Ya he explicado cómo el Vaticano II vació intelectual e ideológicamente al franquismo, iniciando un período de descomposición del mismo en sus “familias” o partidos. Otro elemento que hacía inviable su continuidad era la vejez de Franco, un elemento arbitral y orientador insustituible en aquel régimen, que por ello mismo quedaba como un régimen de excepción: ni era posible sustituir a Franco ni a la ideología católica anterior por algo equivalente. Por consiguiente no quedaba otra opción que cierta homologación con los países de Europa occidental.

Aquella salida tropezaba con serios inconvenientes. Desde luego, la oposición a Franco siempre había sido hasta ferozmente antidemocrática, lo que no le impedía enarbolar banderas de libertades políticas y demás, mientras que los más o menos adeptos al régimen carecían de pensamiento democrático y no eran capaces de analizar lo que había supuesto históricamente el franquismo. Por consiguiente, la transición se planteó en general desde un punto de vista meramente práctico o técnico, sin ninguna concepción de fondo sobre la democracia o la posición de España.

Torcuato Fernández Miranda salvaba, al menos en principio, el respeto al régimen anterior, pero Suárez, sujeto intelectualmente vacuo, la enfocó contra él con apoyo de unos democristianos que seguían las normas igualmente oportunistas del Vaticano II (hostilidad a Franco, diálogo con los marxistas, apoyo a separatistas, etc.). Su concepción de la democracia era la de un banquete de amigotes en el que se repartieran poderes y dineros, enfoque generador de corrupción y supeditación de los intereses generales del país a los de partido, y cuyas consecuencias estamos palpando.

Advertisement

Otro elemento perturbador era la presión internacional, que quería tutelar el proceso, y hacia la que los transicionistas mostraban un respeto supersticioso, hijo de de su inanidad. Pues, como he recordado en varios libros y prácticamente en exclusiva, los países de Europa occidental debían sus democracias (que funcionaban de modos distintos en cada país) al ejército useño e indirectamente a Stalin, mientras que España carecía de aquellas deudas, tan condicionantes y agobiantes. Precisamente, y gracias al franquismo, España podría presentarse como modelo, como democracia no impuesta desde fuera, sino como fruto de una evolución propia. Pero los políticos de la transición adoptaron la postura de alumnos reverentes y acomplejados hacia “Europa”, pidiendo permiso de “entrada”. Uno de sus efectos fue la renuncia progresiva a una política internacional propia, simbolizada y más que simbolizada en Gibraltar (otro tema sobre el que los analistas pasan sobre ascuas).

Por democracia franquista debemos entender un régimen en primer lugar respetuoso con la historia anterior, que debe explicarse contra el Himalaya de falsedades que hemos venido soportando durante cuarenta años. En segundo lugar, debe desarrollarse un pensamiento democrático, que he esbozado en “La guerra civil y los problemas de la democracia en España. Y en tercer lugar, debe suponer un cambio de fondo en todas las políticas disgregadoras y satelizantes actuales. Una política que continúe lo esencial del franquismo: integridad nacional, independencia exterior y despliegue cultural con especial atención a los países de habla hispana.

Dicho de otro modo: el franquismo no fue democrático –era imposible después de la experiencia republicana y frentepopulista–, pero la democracia debe ser franquista.

Advertisement
Advertisement
Click para comentar

Escriba una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

Gobierno de Sánchez en almoneda. Por Jesús Salamanca Alonso

Avatar

Published

on

¡Comparte esta publicación!

 

«Miedo me da que, las ayudas prometidas por el mentiroso Sánchez a los valencianos, no lleguen cuando deben, como no llegaron las del volcán».

«Me gustaría saber cuántos diputados hay en la sala», preguntó Juan Carlos Unzué, exjugador de fútbol, y afectado por la Esclerosis lateral Amiotrófica. Debió preguntar que cuántos diputados estaban interesados en el tema por el que estaban allí, así como en redactar una ley que cubra la necesidad o necesidades de esos enfermos. Echando un vistazo a dicha sala, solo había cinco diputados; es decir, a los demás no parecía interesarlos el tema en cuestión porque no genera comisiones para esos políticos, ni mordidas, ni ganancias en negro o en cualquier otro color. ¡Qué sinvergüenzas!

Tenemos una clase política despreciable. Pero voy más lejos: una diputada, no sé si del grupo de «diputeras» de la legislatura anterior, no dudó en criticar las palabras de Unzué. Se creen los dueños del mundo y cuanto no les interesa piensan que tampoco interesa a los demás. Solo por esa actitud de desprecio a la ciudadanía, no deberíamos conformarnos con criticarlos, sino que hay que castigarlos sin votos llegado el momento o mostrando el mismo desprecio que ellos muestras. ¿Recuerdan cuándo prometió sacar adelante esa ley el felón Sánchez? Pues comprueben dónde llegamos. El mamporrero, que ladra cuando Carles Puigdemont se lo ordena, vive de la mentira y se mantiene en el poder sustentado en la falsedad, la alta traición y el miedo a Mohamed VI por los datos de su móvil y el de su fanfarrona. Veremos si no decide en breve Israel soltar los datos de «Pegasus» para destrozar al que tanto apoya el terrorismo de Hamás y de Hezbollah.

Por cierto, para escuchar las necesidades de los enfermos citados solo acudieron cinco diputados. Sin embargo, acudieron al menos quince «diputeros» del PSOE para divertirse en la trama Tito Berni, y muchos más a las fiestas de la trama de los ERE andaluces. Y Patxi López mofándose de los periodistas que preguntaban por los nombres de los «diputeros»: «Y a ustedes qué más les da, que sean quince o treinta». Este tema parece que interesa más a esta generación de políticos degenerados, con muy poca formación y despreocupados de los intereses sociales. Es una evidencia que lo social y lo socialista no tiene encaje en una formación como el PSOE. Se ha quedado en «sanchismo» y muchos de los socialistas históricos han quedado en tierra de nadie.

Advertisement

Sí parece que están más interesados y unidos por conservar el poder a toda costa; no obstante, el mal llamado socialismo de Sánchez está en almoneda: se cae a trozos, los verdaderos socialistas se marchan de la mafia montada por el mentiroso Sánchez, no quieren saber nada de aventuras de prostíbulos, mordidas, robo de fondos europeos, comisiones de mascarillas por los más ineficaces, ineptos y usureros. Por cierto, hoy me encuentro con un meme en el móvil que dice: «Vosotros ahí, viviendo en casa de vuestros padres con 30 años. ¿No os da vergüenza? Aprended de la hija de Koldo García que, con 2 añitos, ya compró un piso en Benidorm».

Hemos tenido muy mala suerte con esta generación de políticos que conforman el Gobierno Frankenstein. Ahí lo mismo caben comunistas, sanchistas, golpistas, nacionalistas, independentistas, antisistema, regionalistas burreados, terroristas o herederos de estos… Todos, todos hacen montón. Pero lo que es peor es que, a la hora de elegir ministros, suelen hacerlo con lo «mejor de cada casa». Qué decir del fanfarrón-perejil y macarra, Óscar Puente; ya me dirán qué se puede esperar de la vicepresidenta «Tucán», incapaz de explicar los ERTE: no se extrañen que le llamen «Turmix», por aquello de que mezcla churras con merinas, cohetes con rosarios papales y patos con meigas; mejor no me digan nada del impostor ministro de Agricultura, ni del ministro de no se sabe qué y que fue presidente de la comunidad canaria o del ministro que negaba la existencia de citas en la Seguridad Social, cuando las sufrimos a diario; qué podemos decir de «marisú» que no se haya dicho ya… Y qué me dicen de Pili Juergas (como se le conoce en redes), ministra de educación, pero con menos pedagogía que un prostíbulo socialista o una escuela sectaria de Cataluña… No quiero olvidar a Marlasca: todos conocen sus fechorías y los delitos de los que deberá dar cuenta más pronto que tarde, pero con ver que ya es recibido como es recibido hasta por la propia Guardia Civil, mejor dejarlo y que con su pan se lo coma.

Trabajar no trabajarán, aunque sean más número que nunca, pero decir sandeces y preocuparse de tonterías, lo hacen a diario. Va a resultar que lo más importante es la amnistía y el destrozo, que ya han hecho de la constitución. Pero no les hablen de preocuparse de la ciudadanía: ellos piden el voto cada cuatro años y que cada ciudadano se apañe como pueda. Esta gente no es seria, ni está preparada para nada: me recuerdan a aquel ministro de agricultura de Felipe González que, tras visitar un inmenso trigal, no se le ocurrió otra cosa que decir a un agricultor: «¡Coño, este trigal tiene por lo menos tres o cuatro años por su altura y extensión!». Pues así con todo.

Otro día hablaremos de las ayudas que promete el Gobierno socialcomunista y que nunca llegan. Ahí siguen pendientes las del volcán de La Palma, las correspondientes a las riadas que no han cubierto, las que deben al campo y a las comunidades autónomas… Miedo me da que, las ayudas prometidas por el mentiroso Sánchez a los valencianos, no lleguen cuando deben. De momento, las ayudas del ayuntamiento y comunidad autónoma están en marcha; los políticos valencianos se pusieron a trabajar el mismo día del desgraciado incendio.

El Gobierno central aún no sabe qué hacer ni cómo abordar el asunto. Una prueba más de la inutilidad que los acompaña. Y Pedro Sánchez perdiendo el tiempo en reuniones miserables, así como dando pruebas diarias de su acentuada cobardía.

Advertisement

Cualquier día, Pili Juergas, fullera ministra de educación, acabará por decir a los jóvenes que no pierdan el tiempo estudiando porque es más rentable ser portero de puticlub.

Continuar leyendo
Advertisement
Advertisement

VIDENCIA

España2 días ago

(VIDEO BRUTAL) Las NOTICIAS DE VERDAD por Alvise Pérez… y anticipo de la entrevista-bomba a VILLAREJO: ALVISE AL PARLAMENTO EUROPEO

¡Comparte esta publicación! Comparte este artículo TweetComparte este artículo Subscribe VKontakte WhatsApp Gmail Telegram Copy Link Print0share 📣 Las noticias...

Sucesos2 días ago

NOTICIAS CENSURADAS en TODOS los medios. En TODOS menos en ALERTA NACIONAL. Por cortesía de Alvise Pérez

¡Comparte esta publicación! Comparte este artículo TweetComparte este artículo Subscribe VKontakte WhatsApp Gmail Telegram Copy Link Print0share 📣 Las noticias...

Opinión3 días ago

Gobierno de Sánchez en almoneda. Por Jesús Salamanca Alonso

¡Comparte esta publicación! Comparte este artículo TweetComparte este artículo Subscribe VKontakte WhatsApp Gmail Telegram Copy Link Print0share   «Miedo me...

Economía4 días ago

Los fondos económicos más gigantescos del mundo abandonan el “lobby” climático empujados por los agricultores europeos contra la Agenda 2030

¡Comparte esta publicación! Comparte este artículo TweetComparte este artículo Subscribe VKontakte WhatsApp Gmail Telegram Copy Link Print3shares Acción por el...

España1 semana ago

El mamporrero (casi literal) de Ábalos, el matón Koldo García, y las revelaciones de ALVISE PÉREZ…

¡Comparte esta publicación! Comparte este artículo TweetComparte este artículo Subscribe VKontakte WhatsApp Gmail Telegram Copy Link Print0share 🔴 La Guardia...

Entretenimiento1 semana ago

La guía completa para entrar en Melbet y gestionar tu cuenta

¡Comparte esta publicación! Comparte este artículo TweetComparte este artículo Subscribe VKontakte WhatsApp Gmail Telegram Copy Link Print0share Melbet inicio sesion...